VP5 COLADA DE CABEZA AGUDA

ANCHURA LEGAL: 10 m   Nº INVENTARIO CAM: 5
LONGITUD CLASIFICACIÓN 1966
1.800 m
LONGITUD PROPUESTA DESLINDE 1998
2.563 m
LONGITUD SOBRE CARTOGRAFÍA
2.070 m
DESNIVEL: 140 m
PENDIENTE MEDIA: 6,8%
PENDIENTE MÁXIMA: 15%
DE INTERÉS PARA LOS USUARIOS: Junto a esta colada hay dos bocaminas, una de ellas muy peligrosa. Hacia el final, sale un camino a la derecha que lleva a un cerro desde donde podemos disfrutar de excelentes vistas.
 DIFICULTAD:
 

 

Esta colada actúa como una variante del cordel de La Espernada, cuyo trazado original se ha perdido en parte y ha sido sustituido por un camino de nueva roturación (ver ficha 16). Eso permite que el tramo final que actualmente podemos recorrer sea, en realidad, una parte del trazado antiguo de La Espernada. Se trata de un pequeño galimatías que resolveremos detalladamente en la ficha de dicha vía pecuaria.

Nosotros consideraremos el trazado de esta vía en su disposición original, que es la que figura en toda la cartografía consultada. No obstante, la propuesta de deslinde no se atiene a este trazado, sino que se acoge a las modificaciones provocadas por la nueva roturación que, a finales de los años noventa, afectó a una parte del cordel de La Espernada.

Hay que citar una bocamina abierta en el suelo junto al camino, de extrema peligrosidad, por encontrarse en parte oculta por la vegetación. Daremos las coordenadas en la descripción fotográfica. No es la única en la zona, que antaño fue profusa en prospecciones mineras.

Por lo demás, se trata de un camino muy bonito, con espléndidas vistas sobre el cerro de Cabeza Aguda y el cañón del Aulencia, en una zona con interesantes elementos etnográficos (ver el “Catálogo de bienes de interés patrimonial en el ámbito rural”, realizado también por AxC).

 

RESUMEN DE AFECCIONES GRAVES  
 No existen para esta vía pecuaria.

 

 

Esta foto aérea está realizada pocos años después de la roturación de una variante más transitable del camino de La Espernada, señalada con la fecha amarilla.

La colada de Cabeza Aguda (flechas blancas) llega realmente hasta el punto donde inserta con el trazado antiguo de La Espernada (flecha rosa), aunque en la actualidad este punto no es identificable sobre el terreno y la sensación del paseante es que termina en el encuentro con el nuevo trazado de La Espernada (flecha azul).

El círculo blanco señala el Cerro Chico, donde hay una mina y espectaculares vistas sobre el valle del Aulencia y la Depresión del Tajo. Merece la pena desviarse. O mejor aún: ascender al cerro contiguo, Cabeza Aguda, la mayor cota de Colmenarejo desde su base (150 metros de desnivel).

El círculo amarillo señala la mina denominada “La Chaparrilla 1”, un conjunto de dos bocaminas separadas por un par de metros, una de las cuales permanece oculta entre la maleza, revistiendo extrema peligrosidad.

La bifurcación de La Espernada donde nace esta vía pecuaria es fácil de identificar por el ángulo agudo que forma con esta, por su anchura y por el cartel señalizador de vías pecuarias.

Coordenadas UTM 414070-4485313

 

Aunque se trate de un lugar bastante alejado de la “civilización”, no falta algún que otro vertido, producto de mentes incívicas y estúpidas, que prefieren meter sus vehículos por trochas bacheadas antes que acercarse a un céntrico punto limpio.

Coordenadas UTM 414006-4485146

 

En estos primeros metros, el camino se mantiene siguiendo la divisoria de aguas entre el Aulencia y un pequeño arroyo tributario, que separa este camino del de La Espernada. Esto garantiza unas buenas vistas hacia ambos lados.

Coordenadas UTM 414006-4485146

 

En las proximidades del cañón del Aulencia, el camino gira para seguir paralelo a este, cogiendo pendiente y mostrando un relieve más pedregoso.

Coordenadas UTM 413817-4484838

  Si miramos hacia atrás en el punto anterior, veremos el camino sin apenas pendiente que hemos seguido hasta ahora, que cambiará de tendencia. De aquí al final de la vía descenderemos 100 metros en apenas 1,5 kilómetros, casi un 7%, que van a notar especialmente los ciclistas.
 

El camino se mantiene en buen estado. Antes de la roturación del nuevo ramal de La Espernada, a finales del siglo XX, este era el camino de elección para dirigirse a Villanueva de la Cañada.

Coordenadas UTM 413916-4484581

 

Pronto, la presencia del cerro de Cabeza Aguda se erige en protagonista del paisaje. Tras él se divisa la Depresión del Tajo. Este cerro constituye una cota muy visible desde las tierras de labor de El Pardillo y La Cañada y ejemplifica nítidamente el paso de la Depresión del Tajo al piedemonte del Guadarrama.

Coordenadas UTM 414075-4484132

 

Izquierda: asociada al filón de Cabeza Aguda, encontramos la mina de La Chaparrilla 1, una explotación de cobre muy antigua, citada en textos del siglo XVII. A la derecha del pozo que se intuye en la foto hay otro pozo semioculto de elevada peligrosidad.

Coordenadas UTM 414215-4483963

Las dos fotos inferiores corresponden a “La Chaparrilla 2”, otra mina mucho más reciente, de escasa profundidad y nula peligrosidad.

Coordenadas UTM 414494-4483891

   
 

Tras esta zona llana del camino se abrirán las curvas finales de esta vía pecuaria, que sortean el cerro que vemos en el centro de la foto.

Coordenadas UTM 414387-4483982

 

El camino está en buen estado. Incluso no es infrecuente
encontrar algún coche de cazadores.

Coordenadas UTM 414387-4483982 hacia atrás

El punto donde se abre la última curva es el lugar en el que enlaza el trazado original del cordel de La Espernada; más o menos donde se alza ahora el enebro de la izquierda. Desde este punto hasta la antigua caseta —en UTM 414507-4484292— el trazado se ha perdido por completo; y no es de extrañar, porque se trata de un terreno bastante quebrado, que una probable explotación minera trocó en más intransitable todavía.

Aquí termina la colada de Cabeza Aguda. El resto del camino, aunque parezca el mismo, se trata del cordel de La Espernada. Esa es la interpretación inequívoca de toda la cartografía de que hemos dispuesto.

Coordenadas UTM 414597-4483905

Volver al menú del Inventario de Vías Pecuarias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *