DC DESCANSADERO DE TIESTAS CABEZAS

ANCHURA LEGAL: NO PROCEDE   Nº INVENTARIO CAM:
SUPERFICIE CLASIFICACIÓN 1966
64.240 m2
SUPERFICIE PROPUESTA DESLINDE 1998
64.240 m2
SUPERFICIE SOBRE CARTOGRAFÍA
65.870 m2

Nuevamente, estamos ante un descansadero que, según qué cartografía oficial se consulte, presenta notables diferencias. Sin embargo, el deslinde aclara que ocupa dos parcelas catastrales completas y parte de una tercera. De esta forma ya podemos conocer su delimitación con bastante precisión, que figura en la imagen del Catastro que incluimos, y que no coincide con la medición hecha sobre la cartografía de vías pecuarias de la web de la CAM, pero sí coincide con la cartografía 1:10.000, de 2006, también de la CAM, y más o menos con la específica de vías pecuarias 1:5.000.

Actualmente, este descansadero se ha convertido en una zona recreativa, con bancos, mesas, aparatos para gimnasia, etc. También se ha realizado una repoblación con especies autóctonas por parte de la CAM, protegida mediante un vallado cinegético.

La única afección destacable es la edificación de una ermita, estando en vigor la actual Ley de Vías Pecuarias. A diferencia de la planta de compostaje, situada en terrenos sobrantes de la vereda de Las Latas, esta edificación es “permanente” y, por lo tanto, difícil de encajar en la actual legislación. Ignoramos si cuenta con los permisos y licencias pertinentes.

RESUMEN DE AFECCIONES GRAVES  
AFECCIÓN 1: Edificación permanente (ermita) y aparcamiento.
COORDENADAS: UTM 412616-4491429

 

  Según el deslinde provisional,  este descansadero ocupa íntegramente la Parcela 3 del Polígono 11, la 1 del Polígono 2 y, parcialmente, la 2 del mismo polígono. Esta última superficie es la incógnita, que se desvela acotando por el sur hasta obtener los m2 que restan para completar la superficie oficial del descansadero.
 

El vértice este del descansadero coincide prácticamente con el inicio de la finca de Las Latas, separados ambos por la Cañada Real de Merinas. Una barrera impide el paso a los vehículos no autorizados.

  La zona, bastante degradada tras años de actividades notablemente agresivas, ha sido vallada y reforestada por la Comunidad de Madrid.
 

Se han respetado senderos y zonas libres que permiten recorrer cómodamente este extenso descansadero.

  En algunas áreas se han instalado recientemente aparatos de gimnasia para disfrute de los muchos vecinos que frecuentan la zona.
  En las proximidades de la ermita hay mesas y bancos. Inicialmente había barbacoas, que fueron retiradas por la CAM por el elevado riesgo de incendio.

 

 
No deja de sorprender que la propia Comunidad de Madrid, garante de la legalidad, publicite este descansadero como zona recreativa, a la que denomina “Ermita de Colmenarejo”, sabiendo que las edificaciones permanentes están prohibidas,  e incluyendo además un aparcamiento, cuando todos los accesos lo son a través de vías pecuarias.

 

  En esta zona se celebra anualmente una romería y son muchos los vecinos que se acercan hasta aquí los fines de semana, a cualquier hora, para hacer deporte, estar con amigos y familia, almorzar, o simplemente disfrutar de la naturaleza.
  Por el sur, una barrera impide el paso por el que es el trazado originario del Camino del Rey a través de este descansadero.

 

 

Un proyecto de Red Eléctrica —actualmente en estudio— prevé levantar una línea de muy alta tensión que recorrería de norte a sur el Camino del Rey, atravesando también este descansadero. Colmenarejo ha mostrado una oposición unánime a este proyecto, tanto a nivel ciudadano como político, ya que implicaría una afección paisajística y ambiental irreversible en la zona natural más frecuentada por los ciudadanos. En este fotomontaje se ofrece el aspecto que tendría esta línea, a su paso por el descansadero, de llegar a construirse.

Volver al menú del Inventario de Vías Pecuarias

Australian journal of linguistics, 15 1, 3367! http://pro-homework-help.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *